¿Frotar enjuague bucal en tu cara? Después de leer esto definitivamente lo intentarás

Intenta frotar un poco de Listerine en tu cara

Enjuague bucal; todos tenemos una botella en algún lado. Por supuesto, es un producto útil para mantener tus dientes sanos y tu aliento fresco, pero ¿sabías que puedes usarlo para muchas más cosas? El enjuague bucal Listerine se inventó a finales del siglo XIX y se utilizó inicialmente como desinfectante en quirófanos.

No fue sino hasta la década de 1970 que las personas comenzaron a usarlo como enjuague bucal, que es su principal uso hoy en día.

El acné es una enfermedad que afecta los poros de nuestra piel, y se produce una alteración de su funcionamiento. Es una enfermedad muy frecuente y además de ocasionar molestias y dolores, tiene un gran impacto en la autoestima y la imagen de quien lo padece. Normalmente aparece en la adolesencia donde las hormonas están a mil por hora y eso produce diferentes afecciones en el cuerpo.

Generalmente desaparece en la edad adulta, aunque no siempre es así, el acné de la adultez también es una realidad, incluso más grave que el acné de la pubertad. Los granos o espinillas suelen localizarse sobre todo en la cara y pueden extenderse al cuello, escote y espalda.

Es muy importante mencionar que no debes reventar los granos, pues así vas a esparcir la infección, ¡van a multiplicarse!

Con este maravilloso líquido que seguramente tienes en casa, podrás deshacerte de granos y espinillas en un abrir y cerrar de ojos sin tener que ser demasiado duro con tu rostro, espalda o escote.

Espinillas

Sin embargo, puedes darle más usos, por ejemplo, para una eliminación rápida de espinillas. Todo el mundo las tiene de vez en cuando, pero eso no significa que no sean increíblemente molestas. Realmente solo quieres esconder tu cara en un collar o bufanda hasta que la amenaza sea eliminada. ¿Pero sabías que tu grano desaparecerá inmediatamente si te limpias la cara con Listerine? Esto es lo que necesitas:

  • una almohadilla de algodón
  • Enjuague bucal Listerine

Vierte un poco de Listerine en la almohadilla de algodón y limpia a fondo tu cara. No fregar demasiado; solo frotar suavemente tu cara es suficiente.

Sigue leyendo en la siguiente pagina…

Página 1/2